extraccion

De acuerdo con el CTE DB HS 3, Calidad del aire interior, “los edificios dispondrán de medios para que sus recintos se puedan ventilar adecuadamente, eliminando los contaminantes que se produzcan de forma habitual durante su uso normal, de forma que se aporte un caudal suficiente de aire exterior y se garantice la extracción y expulsión del aire viciado por los contaminantes”.

Así, se dispondrá de un sistema de ventilación, que puede ser híbrida o mecánica. Hablamos de ventilación híbrida cuando la insuflación del aire fresco del exterior se produce de manera natural, mediante orificios o rejillas practicados en la envolvente o en las carpinterías, y la extracción, por medios mecánicos. Hablamos de ventilación mecánica cuando tanto la insuflación como la extracción se producen mediante procesos mecánicos. Para proporcionar un efecto barrido que genere las corrientes de aire necesarias para un correcto caudal de aire de ventilación y, en consecuencia, una adecuada renovación del aire de las estancias, se dispondrán aberturas de admisión en las estancias secas y aberturas de extracción en las húmedas. Si hablamos de ventilación mecánica, hablamos de ventilación equilibrada, pues lo que se consigue es un equilibrio entre el caudal de ventilación y la presión.

 

La extracción en el conjunto del sistema

De acuerdo con la UNE-CEN/TR 14788 IN, Ventilación de edificios. Diseño y dimensionamiento de los sistemas de ventilación en viviendas, el sistema de ventilación debe permitir la mínima pérdida de carga, para que el consumo energético de los ventiladores sea mínimo. Tal y como recuerda la norma, y también el CTE, los conductos de extracción deberán tener una superficie que imposibilite su ensuciamiento, ya que la acumulación de polvo en su interior produce también pérdidas de carga y puede perjudicar el equilibrio de presión del sistema. Asimismo, los conductos deben poder registrarse a fin de poder efectuar las obligatorias acciones de limpieza y mantenimiento, tanto en la coronación como en la coronación como en su origen.

De acuerdo con la norma UNE, en los sistemas de ventilación con extracción mecánica, el ventilador central, conectado a las zonas húmedas, puede ubicarse bien en el tejado, bien en algún local habitable de la vivienda, como por ejemplo, el lavadero, el trastero o el garaje. Otra opción es ubicar los ventiladores de extracción en cada una de las viviendas y que estos descarguen hacia el exterior de manera directa.

En el caso de que el sistema de ventilación mecánica disponga de un intercambiador de calor, capaz de recuperar hasta un 90% de la energía, no es necesario que comparta la misma unidad que los ventiladores, con lo que se facilita el diseño de todo el sistema.

En sistemas de ventilación centrales, es decir, cuando se da servicio a más de una vivienda, se ha de evitar que el flujo de aire circule de una vivienda a otra a través de la red de conductos.

 

Ventilación y eficiencia energética

Tal y como recuerda la norma, el objetivo principal de los sistemas de ventilación es proveer una óptima calidad del aire interior de los recintos y evitar que la estructura de los edificios se deterioren a causa de una tasa de humedad relativa elevada. Sin embargo, y para poder cumplir con las exigencias normativas en materia de medio ambiente, se debe garantizar que este proceso de renovación de aire no se cobra una factura energética y medioambiental elevada. Por ello, es muy recomendable la instalación de sistemas regulables que permiten un control del funcionamiento (duración) y del caudal.

También es altamente conveniente el empleo de controles automáticos que posibiliten que el sistema actúa donde y cuando es necesario. Así, el sistema es capaz de proporcionar un caudal de aire elevado en las habitaciones por la noche, cuando están ocupadas, pero no de día, cuando no hay nadie en ellas. Lo mismo sucedería en las salas de estar, pero durante las horas de luz.

Dada sus altas tasas de humedad relativa, este sistema no debería emplearse en cocinas o baños. En estas estancias húmedas, un sistema de ventilación eficiente debería tener en cuenta la producción de humedad y no la ocupación.

 

CTA - Sistemas de ventilación